Crítica de “Blade Runner 2049”



Blade Runner 2049 “Nada que replicar a esta segunda parte”

Puntuación A. Gaviota: 75 Puntuación SoyCinéfilo: 77,5

Las puntuaciones han  sido las siguientes:

A. Gaviota Silver Otto Hache SoyCinefilo IMDB Film-Affinity Tomatometer Audience (RT) Metascore
75 95 62 78 77,5 8,4 7,2 88% 81% 81

Titulares

Silver

“Morir por una buena causa es lo más humano que podemos hacer”

Otto

“Encadenados y celdillas”

A. Gaviota

“Nada que replicar a esta segunda parte”

Hache

“Buena secuela de un clásico”

Ficha y Puntuaciones:

Blade Runner 2049

Director: Denis Villeneuve
Duración: 163min
Año: 2017
País: Estados Unidos
Género: Ciencia Ficción
Reparto: Ryan Gosling, Harrison Ford, Robin Wright, Dave Bautista, Ana de Armas, Sylvia Hoeks, Carla Juri, Mackenzie Davis, Barkhad Abdi, Lennie James, Jared Leto.
Sinopsis: En 2049, seres humanos creados a partir de bioingeniería llamados replicantes se han integrado en la sociedad, ya que la vida vinculada a la bioingeniería resultó ser necesaria para asegurar la supervivencia de la humanidad. K, un modelo más reciente creado para obedecer, funciona como un blade runner para el LAPD, cazando y “retirando” modelos de replicantes clandestinos más viejos. Su vida en el hogar la comparte con su pareja holográfica Joi, un producto de Wallace Corporation.

<<Nada que replicar a esta segunda parte>> A. Gaviota

Crítica:

Estamos ante la secuela de una de las películas más odiada por unos, y considerada como obra de arte del género por otros.

Blade Runner fue en su día una película que a pesar de tener una acogida muy negativa por parte del público, poco a poco fue calando en el género de la ciencia ficción para posteriormente convertirse en una referencia del mismo.

Con efectos especiales punteros de la época, unos personajes con grandes inquietudes filosóficas, y una imagen y escenarios que incorporaban al espectador a una ciudad agobiante, Los Ángeles, en la que la sociedad ha sufrido una gran crisis debido a su afán por forzar los límites de la tecnología, siendo su estandarte el replicante.

Blade Runner 2049 vuelve 35 años después de su primera entrega, con la secuela dirigida por Denis Villeneuve, teniendo como productor ejecutivo a Ridley Scott.

Esta nueva entrega nos introduce 30 años después, en la misma ciudad de Los Ángeles. Tras los sucesos acaecidos tres décadas antes con la muerte del director de la corporación Tyrell, nos encontramos que los Blade Runner continúan siendo vistos como una lacra con sus días contados, pero de una necesidad capital debido a las funciones que deben realizar. De las cenizas de Tyrell Co. surge otra corporación liderada por Wallace, la cuál a pesar de la ilegalidad, continúa con el desarrollo de nuevos replicantes cada vez más humanos.

Al igual que en sus orígenes, Blade Runner 2049 indaga en la naturaleza del ser humano, y filosofa sobre la integración de las máquinas hasta los mismísimos límites de la biotecnología y la ética, como buen precursor del movimiento cyberpunk que fue en su día. En este aspecto, no desmerece frente a su antecesora, ya que hace hincapié en la humanización de las máquinas, tratando de generar en el espectador sentimientos afectivos a seres que en principio son carentes de vida, pero que demuestran sentimientos propios del ser humano.

Como contrapartida al film, está la pérdida completa de identidad que sufre la película en relación al escenario, esto es, que a pesar de tener  un desarrollo principalmente en la ciudad de Los Ángeles, al salir a los suburbios y afueras de la misma, se pierde esa sensación de opresión y tumulto típico del movimiento cyberpunk. A pesar de ser un punto muy negativo, trata de reprimir esta deficiencia con un buen manto de decadencia de la sociedad que contrarresta hasta cierto punto este defecto.

“Blade Runner 2049 indaga en la naturaleza del ser humano, y filosofa sobre la integración de las máquinas hasta los mismísimos límites de la biotecnología y la ética”

Respecto al elenco de actores presentes en la película, tenemos a Ryan Gosling, al que le viene al pelo el papel que tiene que representar como replicante. Su interpretación carente de expresividad, siendo normalmente una pega, se convierte en un plus a favor, ya que consigue que el espectador le asimile como la máquina que es (en la película), pero que según se va desarrollando la trama, va evolucionando hacia una humanidad cada vez más “real”. Otros actores como el incombustible Harrison Ford, al que le los años cada vez le van pesando más, y un Jared Leto, con una interpretación escueta pero impecable, consiguen que el espectador se crea lo que está viendo y quede absorbido por lo que está pasando.

Cabe destacar que uno de los problemas que tuvo su antecesora y que esta secuela también tiene, es la existencia de escenas en las que el tiempo parece que fluye más lentamente o que incluso parece que se detiene, y en las que el sonido, o más bien la ausencia del mismo, hace que no todas las personas puedan afrontar de buen agrado los 163 minutos que dura. Aún así, debido a un enfoque más comercial, en el que se dan más escenas de acción, se consigue dinamizar un poco más las cosas, y por tanto, aquellos espectadores que no sean amantes del género, podrán disfrutarla igualmente.

Lo Mejor:

Vuelta a un clásico entre los clásicos de la ciencia ficción.

Mantiene esa visión moral respecto a los límites tecnológicos.

Lo Peor:

Pierde parte de la ambientación del género cyberpunk al perder esa sensación de opresión tecnológica y agobio urbano.

Cae en el desarrollo de escenas demasiados largas que pueden cansar al espectador.

 

A. Gaviota

(Periodista de día, buscadora de Cthulhu de noche)



Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *





Puntuaciones Cinéfilos


!Subscríbete¡


Subscríbete para recibir los nuevos posts que vamos creando
Loading
add_theme_support( 'post-thumbnails' );